In Cultura

Antonio Orozco con cercanía y grandes éxitos se ganó a las más de dos mil personas que pasaron el fin de semana por el Auditorio en el doble concierto dentro de su gira “Unico” en un reto al que pocos se habían atrevido hasta el momento, salvo el violinista Ara Malikian y poco más.

Un concierto con guiños cinematográficos, con una historia de amor teatralizada, que arrancó con su éxito “Mi héroe”, aunque fue con “Llegará” cuando el público dejó sus butacas y ya de pie no dejó de bailar y corear con uno de los grandes creadores de este país.

Desde el primer momento buscó la cercanía, hablando con el millar de presentes a viva voz, cantado desde un sofá o componiendo versos en una mesa.

Julen y su novia de Guadalmez

Orozco hizo una llamada a la reflexión tras conocerse la muerte de Julen, el niño fallecido en Málaga, un dolor compartido que se reflejó en silencio y luces apagadas. Tampoco olvidó a aquella novia de juventud de Guadalmez con la que compartió sus primeros sueños de amor tras interminables horas en autobús desde Barcelona.

Orozco en esta gira quería dar mucho más de sí de lo que ya conocemos, con una forma distinta de ofrecer su música, en una puesta en escena en la que incluyó versiones de éxitos como “El Patio” de Pablo López, con el que tanto ha compartido en el televisivo programa “La Voz”.

Dos horas de concierto en el que todos se emocionaron con “Devuélveme la vida”, “Miraté”, “Temblando” o “Estoy hecho de pedacitos de ti”, y en el que compartió sentimientos y secuencias y parte de su propia vida a través de diversas imágenes familiares.

Recent Posts

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información sobre cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Las obras del Museo de la Minería comenzarán en febrero