In Ciudad, Obras y Mantenimiento

La Fuente Agria es todo un emblema y un símbolo de Puertollano que lucirá aún más “guapa” a partir del mes de diciembre una vez que culminen los trabajos de renovación y mantenimiento que se han iniciado con el cierre temporal del acceso al recinto y la instalación del andamiaje interior y exterior que se prolongarán durante dos jornadas.

Vertize Soluciones Integrales de Puertollano es la empresa que se encargará de mimar y cuidar la Fuente en un plan de restauración de uno de los grandes monumentos locales al que se destinarán 47.400 euros con cargo al Plan Extraordinario de Obras Municipales de la Diputación Provincial.

El plazo de ejecución es de cuarenta días y se prevé que la actuación acabe a mediados de diciembre, justo a tiempo para las fiestas navideñas, período en el que acuden y vuelven muchos puertollaneros a disfrutar de esos días con sus familias.

El objetivo es la restauración integral con el objetivo de mejorar la estética de la Fuente Agria, cuya estructura se encontraba desgastada como consecuencia del paso del tiempo y de las propias condiciones climatológicas aseguró el concejal de obras, Jesús Caballero.

Compatibilizar los trabajos con el uso

Durante este mes y medio se intentará compatibilizar el desarrollo de los trabajos con el acceso a los caños para que los ciudadanos puedan coger esta apreciada agua ferruginosa. Por ello, Caballero pidió comprensión ya que “como en todas las obras habrá incomodidades, pero seguro que el resultado merecerá la pena”.

En las dos próximas semanas el espacio permanecerá cerrado, en especial durante el barnizado por la aplicación de productos que pueden resultar tóxicos, pero si se abrirá durante los fines de semana para que los puertollanenses puedan llenar sus botellas.

Jesús Caballero, concejal de obras

Vuelta al estado original del hierro

Ha comenzado la primera fase de recuperación de la Fuente Agria con el vallado perimetral, instalación de andamiaje y continuará con la aplicación de aire a presión con silicato para que el hierro de la estructura vuelva a su estado originario.

En una segunda fase se extenderán varias capas de pintura y barnizado y se renovarán las lamas de madera que se encontraban en mal estado. En todo caso la intervención tendrá un plazo de garantía de cuatro años conforme a la oferta presentada por la empresa adjudicataria.

Recent Posts

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información sobre cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies